viernes, 17 de mayo de 2013

Estado de asamblea en APDFA por la situación de los puertos provinciales.

Continúa  la  preocupación  de  toda  la   familia   ferroportuaria    por     la   problemática  que   se   vive  a   partir   del  corralito     impuesto   la  gestión sciolista sobre esta actividad. 

Los trabajadores de APDFA, encabezados por nuestros secretario general adjunto, Alberto Mayo, estamos en pie de alerta y movilización ya que hemos recibido escasas respuestas de los funcionarios. 

Queremos trabajar y que se nos garantice el puesto de trabajo, pero la situación de incertidumbre se ha instalado y exigimos a las autoridades respuestas urgentes.

No podemos permitir que el vacío de gestión genere en instituciones como la Subsecretaría de Actividades Portuarias un clima de alta preocupación e inquietud entre los trabajadores.

Todo esto deriva, como siempre decimos, a partir de la situación que ha generado el gobernador Scioli atacando la actividad portuaria de la Provincia de Buenos Aires. Los trabajadores tienen miedo a esta situación y los funcionarios (todos, incluyendo a los que vienen de otras gestiones) siguen sin atender la situación.

Por lo tanto, los trabajadores ferroportuarios de APDFA nos encontramos en una situación de asamblea y alerta permanente por la grave situación en la que estamos, ya que se ven comprometidos aspectos importantes de la actividad como los dragados y gastos elementales.

Como ya lo ha señalado el secretario general adjunto de APDFA, Alberto Mayo, en su carta a Scioli, los puertos bonaerenses se encuentran en una crisis inédita que puede derivar en graves conflictos. 

Es una problemática que va a ir creciendo si no se toman las medidas pertinentes por parte del Estado provincial para respetar al Fondo Provincial de Puertos que es, valga la redundancia, para usufructo de la actividad portuaria.

Tal como establece la carta al gobernador, el ministerio de Economía provincial ha restringido el uso de la cuenta Fondo Provincial de Puertos (creado por Ley 11.206) que está dedicado a sostener el funcionamiento operativo de las unidades portuarias.

Dicho Fondo se compone de las recaudaciones que genera la operativa de nuestra actividad y solamente deben destinarse a obras, capacitación, compras de insumos, combustible, etc. Es decir, cosas indispensables para el normal desarrollo de las operaciones.

La ley establece la INTANGIBILIDAD y no obstante esto, la provincia dispuso un corralito que perjudica notablemente la actividad portuaria. Esto nos pone en alerta y desde nuestro sindicato APDFA estamos apelando de manera permanente a la concientización por DE NINGUNA MANERA VAMOS A PERMITIR QUE ESTE ATROPELLO LLEGUE A MAYORES.

Por lo tanto, los trabajadores ferroportuarios de APDFA nos encontramos en una situación de asamblea y alerta permanente por la grave situación en la que estamos, ya que se ven comprometidos aspectos importantes de la actuvidad como los dragados y gastos elementales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada